Selecciona tu idioma
PUBLICADO
miércoles 3 de diciembre del 2014

TAGS

Un chocolate para el intercambio navideño

Y llega el momento donde los papelitos con los nombres de tu familia o amigos pasan frente a ti y lo único que sabes es quien no quieres que te toque, ¿o no? Sucede y mucho, parece que lo invocaste pues el nombre del novio de tu mejor amiga (que carece de todo sentido del humor, pero le sobran bromas malas) es justo la persona a la que debes regalarle algo días antes de Nochebuena, pero no, aún así, no es pretexto para no disfrutar estas maravillosas fechas, así que manos a la obra.

 

Regalar es uno de los mejores verbos en la vida. Es dedicar tiempo y esfuerzo para ver sonreír a alguien con una sorpresa (bueno, así debería ser, porque no falta el que recicla el regalo de la tía, confiésalo).

 

En primer lugar comencemos a maridar nuestras emociones con un L’atelier oscuro y entonar nuestro humor con nuestras energías para seguir tus corazonadas y comprar un regalo que aporte valor a la fecha y al disfrute de la persona que te tocó en el papelito.

 

Te proponemos llevar el Maridaje de Momentos nivel L’atelier a tu intercambio:  ‘un chocolate para cada momento, un chocolate para cada uno de nosotros’, es decir, organiza un intercambio de felicidad, o sea, de chocolates. Compra el que te recuerde los mejores momentos en la vida que has compartido con la persona que te tocó en el intercambio, ¿pregúntate a qué sabe, cómo huele? Busca el chocolate L’atelier que más se parezca a lo que pensaste y cuando hagan el intercambio, cada uno de ustedes deberá explicar por qué eligieron ese chocolate. Así no sólo darás un producto de calidad,  también harás saber lo que valoras, admiras y disfrutas de esa persona.
¿Lo intentaras?

¡COMPARTE ESTE ARTÍCULO!

MÁS LEÍDAS

  • ¿Sabes qué es el licor de cacao y cómo se prepara?

  • ¿Sabes por qué se regalan chocolates en San Valentín?

  • Florentinas

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Hide Buttons